De viviendas ilegales, de vagabundos que buscan en contenedores, de estafas de academias y de ruptura de clichés sexuales

El periodismo me ha dado las mayores satisfacciones de mi vida. En mis más de 10 años de experiencia he desarrollado mi labor en diferentes medios y puntos del país. Así, he sido redactor de prensa local en El Norte de Castilla (Valladolid, 2000-2001); El Faro de Ceuta (Ceuta, 2001-2002); Diario Palentino (Palencia, 2002) y La Tribuna de Ciudad Real (Ciudad Real, 2002-2003).

He sido locutor en  Localia Televisión (Tomelloso, 2003) y jefe de prensa en ADC Balonmano Ciudad Real (2003-2006), último trabajo que compaginé dos años con el puesto de redactor en Metro Castilla-La Mancha (2005-2009).

Al tiempo, también he trabajado como redactor de libros ilustrados para la editorial Susaeta en Lybryx Servicios Editoriales (Cuenca, 2010), una colaboración que, por otro lado, no me han pasado. También he dado forma a los argumentarios de ventas de los teleoperadores de Orange (Ciudad Real, 2012), he colaborado con varios blogs antes de abrir este (Globedia, Suite 101, Wikio Expert y Diario Siglo XXI) y he redactado folletos informativos del Club de Ocio de Asprona cuando ocupaba el puesto de recepcionista (Valladolid, 2010-2011). Actualmente, colaboro en el programa de radio Mójate, de Onda Verde – Movimiento contra la Intolerancia (Valladolid, 2012 – actualidad), un programa hecho para los pacientes de Esclerosis Múltiple.

En esta primera entrega de trabajos periodísticos he colocado una muestra de algunos de ellos. Fundamentalmente de los que tengo hechos archivos .pdf. Así, he colocado un reportaje que realicé en Ceuta sobre las construcciones ilegales en la barriada del Príncipe Alfonso y que lleva por título Sin permiso para construir viviendas (Ceuta, 14 de octubre de 2001). El reportaje pone en evidencia el problema que suponía en esa época el añadido de nuevas plantas en edificios de construcción rudimentaria sin variar los cimientos que sustentaban esos edificios. En este estado de cosas evidenciaban otros problemas latentes en la sociedad ceutí, como  la marginalidad, el narcotráfico, la convivencia e incluso la tolerancia cultural.

Del segundo de los reportajes que os muestro en este post guardo uno de los mejores recuerdos. Se trata del que lleva por título Radiografía de un vagabundo (Ceuta, 11 de noviembre de 2001) y que fue el reportaje estrella del suplemento dominical de El Faro, que volvía a publicarse después de algunos años. Para este reportaje me curré mi personaje. Realicé una performance de homeless, acudiendo a alimentarme a un comedor social; buscando en los contenedores; pidiendo limosna por las calles… Una realidad que hoy cobra especial y luctuosa actualidad, pero que en el momento que la escribí la veía muy lejana e imposible. Así que podemos sacar como conclusión que lo que nos parecía imposible no lo es tanto.

No fue la única vez que interpreté un papel para una información. En la noticia Los alumnos de WSI (Wall Street Institute) reclamarán en Consumo un arbitraje por el cierre (Ciudad Real, 3 de mayo de 2003) fui informador y afectado. Sí, porque yo era alumno de la academia de idiomas Wall Street que obligaba a sus alumnos a financiar el curso en el que querían tomar parte. Para casos como éste no debemos andarnos con eufemismos: se trata de una ESTAFA, así, con mayúsculas. Los propietarios de la franquicia de academias no tuvieron reparos en levantar el campamento cuando las cosas dejaron de irles todo lo bien que querían y dejaron a sus alumnos sin sus cursos de inglés sin devolverles el dinero. Esta huída el lugar del delito quedó impugne y los afectados (entre los que me encuentro) tuvimos que pagar el total de la cuantía del curso, so pena de entrar en una lista de morosos si nos negábamos. Aún hoy este hecho DELICTIVO, QUE NO PENADO sigue sin resolverse.

Después de esta reclamación visceral, he introducido una entrevista más relajada. Se trata de una conductora de autobuses de línea de la empresa Aisa, un rara avis en el momento y el lugar donde la realicé (Ciudad Real, 6 de octubre de 2002). Me pareció digna de una entrevista una mujer que rompía con los estereotipos sociales preponderantes, que encasillan a cada sexo en un tipo determinado de oficio y/o profesión. Las entrevista la titulé “Cuando conduzco miro por mi vida; sino, poco me importaría la del resto”; un título con el que pretendía romper con otro cliché: la fama de inseguridad que tiene una mujer al volante.

Bueno; os he explicado la génesis de cada una de las informaciones que he colgado en este post. En realidad, son las que tengo guardadas en archivos .pdf. prometo que en lo sucesivo, escanearé otras informaciones que tengo guardadas. Espero que éstas sean de vuestro agrado. ¡No os las perdáis!

REPORTAJES

Permiso para construir

Vagabundo

Wall Street

ENTREVISTAS

Entrevista autobusera

Anuncios

Di lo que piensas

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s