Descarga la tensión de la espalda producida por las malas posturas provocadas por la Esclerosis Múltiple

Una de las partes del cuerpo donde acumulamos más tensión es la espalda. Los músculos de esta zona se agarrotan, limitando las funciones de la persona que lo sufre. Esta tensión se refleja en dolor sordo, molesto y limitante.

La web Vivir con EM, que nos habla de los síntomas de la Enfermedad de las Mil Caras, se refiere la espalda como un “dolor nociceptivo” que “se origina independientemente del daño de los nervios”. (http://www.vivirconem.com/articulo/dolor-%C2%BFmanifiesta/). En concreto, apunta que el origen de este daño proviene de las malas posturas adoptadas al caminar.

Las personas que padecen trastornos del equilibrio, agarrotamiento muscular, falta de coordinación en brazos y piernas u otras alteraciones que afecten las extremidades, pueden verse obligadas a mantener una posición corporal incorrecta a la hora de caminar. Vivir con EM.

La principal consecuencia de esto son sobrecargas musculares. La consecuencia más extrema es el citado dolor. Para paliar los efectos de estas dolencias de tipo muscular podemos realizar sencillos estiramientos que, practicados de manera cotidiana, relajarán esta zona.

Parte inferior del tronco

Dibujo donde se muestra la forma de estirar la parte inferior del tronco. la persona se tuba en el suelo y lleva las rodillas hacia su pecho. Dibujo: Cristina Martínez.

Parte superior de la espalda

Dibujo en el que se muestra la forma de estirar la parte superior del tronco. La persona se coloca de pie en ángulo de 90º. Dibujo: Cristina Martínez.

 

Estiramiento de la región lumbar

Dibujo en el que se muestra cómo estirar la región lumbar. La eprsona se sienta en una silla y lleva los dedos de las manos hacia la punta de los pies. Dibujo: Cristina Martínez.

Anuncios