Los estiramientos de los músculos pectorales mejoran la respiración perjudicada por la espasticidad

En este artículo os voy a proponer varios ejercicios para estirar los músculos pectorales. Os preguntaréis: ¿qué beneficios nos da este tipo de estiramiento? Pues bien… Según la web de salud Innatia (http://www.innatia.com/s/c-estiramientos-musculares/a-como-estirar-los-musculos-del-pecho.html), estos estiramientos “permiten estirar expandir la caja torácica aumentando la capacidad pulmonar y respiratoria”.

Además, son los músculos que nos permiten los movimientos de flexión del brazo (no del codo, ¡ojo!), por lo que nos encontramos con un grupo muscular importante para nuestras limitaciones. La más importante es la espasticidad. Con este ejercicio lucharemos contra la rigidez que nos dificulta mover los brazos y respirar con naturalidad.

Diferencias musculares entre hombres y mujeres

Este grupo muscular está compuesto de dos: el pectoral mayor y el menor:

  • El pectoral mayor es diferente en hombres y en mujeres. Mientras que en los primeros tiene forma de abanico y abarca casi toda la parte frontal superior del cuerpo, en las mujeres se encuentras debajo de las mamas. Es el músculo que permite la movilidad de los hombros (rotación, extensión, flexión y aducción. Al tratarse de un músculo potente, es necesario trabajarlo habitualmente.

  • El pectoral menor se sitúa debajo del mayor, y tiene forma de triángulo. En este músculo no hay diferencias de género: en ambos tiene la misma forma.

Formas de trabajar los pectorales

Ya hemos citado los beneficios que nos aporta el ejercicio/estiramiento de los músculos pectorales. Nuestro objetivo no va a buscar definirlos o ganar volumen, sino lograr una mayor elasticidad que nos permita aumentar nuestro grado de funcionalidad a la hora de ejecutar nuestras tareas cotidianas.

Desde luego, las flexiones y el levantamiento de peso desde la posición de decúbito supino (boca arriba) en un banco son las mejores formas de trabajar estos músculos. Pero nuestro objetivo primordial no es aumentar el volumen ni la definición, sino ganar en elasticidad.

Por esta razón os dejo unos estiramientos de esta zona. No os llevará más de cinco minutos al día y con ellos ganaréis una mayor movilidad en esta zona.

Pectorales

Dibujo que muestra cómo realizar el ejercicio. El individuo se coloca debajo del brazo de una puerta y sujetándose con los antebrazos, realiza una ligera inclinación hacia adelante. Dibujo y explicación: Cristina Martínez (fisioterapéuta).

Pectorales

Dibujo que explica la forma de realizar este estiramiento. El sujeto está sentado y eleva los brazos por encima de la cabeza,, doblando los antebrazos para colocar las manos detrás de la cabeza. Otra persona se coloca detrás y le coge las manos, alejando las manos del primer sujeto de su cabeza. Foto y explicación: Cristina Martínez (fisioterapéuta).

La página de entrenamientos físicos Vitónica (https://www.vitonica.com/) nos propone, además, otros ejercicios que complementan los dos que os propongo.

Nos colocamos de pié, flexionamos las piernas mientras llevamos las manos a las caderas. De esta forma, nuestros brazos quedan ligeramente flexionados a lo largo de nuestro cuerpo. Desde esta postura, alejamos los codos, lo que obliga a nuestros hombros a trabajar.

 

 

 

 

 

 

Tumbados boca arriba (decúbito supino), flexionamos las piernas y llevamos las manos a la nuca. En esta posición, llevamos los codos hacia atrás. Sentiremos cómo se abre el pecho.

Autora: Gabriela Gottau (Vitónica)

 

 

 

 

 

Fuentes de información:

MARTÍNEZ RODRÍGUEZ; Cristina: Taller de estiramientos. AVEM, 2008.

GOTTAU; Gabriela: Ejercicios para estirar el pectoral (https://www.vitonica.com/entrenamiento/ejercicios-para-estirar-el-pectoral).

Anuncios