Recomendaciones para hacer estiramientos cuando eres una persona afectada de Esclerosis Múltiple

He decidido daros unas pautas para hacer los estiramientos que os he propuesto en este último mes una vez que habéis conocido los estiramientos con el propósito de convertirlos en rutina diaria.

Porque está estudiado: cuando realizas una actividad de manera ininterrumpida durante al menos 21 días, incorporas esta actividad como una rutina más y la pereza se ve reducida e incluso eliminada.

Aquí os dejo una serie de recomendaciones que hacen desde la Federación Internacional de Esclerosis Múltiple a las personas afectadas de la enfermedad cuando se disponen a realizar los estiramientos recomendados. Algunas son obvias, pero otras no.

Utilizar ropa cómoda

Por ejemplo: utilizar ropa cómoda que no limite la realización de los movimientos de manera libre es una obviedad. Pero no lo es la recomendación de realizar los estiramientos de manera progresiva.

Realizar los estiramientos de manera progresiva

Calidad de vida relacionada con la salud

Es decir: ir aumentando los movimientos de manera paulatina y a lo largo de los días. El objetivo es no provocar un dolor insoportable. Pero no metamos en el mismo saco lo que es dolor y la sensación misma de dolor. Porque el estiramiento es bueno, pero el dolor no. Un estiramiento con dolor es un estiramiento vacío y no produce ningún beneficio.

Usar el lado más fuerte para mover el lado más débil

Habilitación Funcional

Utilizar el lado menos afectado para apoyar al más afectado es de lógica. Muchos de nosotros tenemos un lado más afectado que otro. En mi caso, tengo más afectado el lado derecho que el izquierdo. Por lo tanto, cuando tengo que ejercitar el lado diestro, me ayudo del siniestro. Vuestro médico y/o fisioterapeuta os podrá dar pautas para esto.

Buscar la mejor hora del día para hacer los estiramientos

Estiramiento de aductores largos

Nuestro cuerpo tiene memoria, sobre todo a la hora de recordar costumbres. Al igual que ocurre cuando tomas la medicación (a unas horas determinadas y unos días en concreto), cuando realizamos ejercicio también pide realizarlo en determinadas horas. Así, también acostumbramos a nuestro cuerpo a soportar una carga de actividad en determinados momentos del día.

También nos sirve para adquirir ciertas rutinas. Si hacemos estos estiramientos todos los días a una hora determinada, lograremos que nuestro cuerpo y nuestra mente cojan el hábito de hacer ejercicio en determinadas horas.

Puede ser por la mañana, por la tarde o por la noche, o incluso en jornada partida.

Lograr una temperatura ambiente ideal para hacer ejercicio

Evitar actividades con mucho calorNo pongamos cifras de cuál puede ser la temperatura ideal del ambiente. Cada cual tiene la suya. Así que la temperatura ideal es en la que nos sintamos cómodos. No recomiendo los aires acondicionados ni los ventiladores, ya que producen aire que impacta de lleno y puede ser perjudicial, sobre todo si estamos sudando.

Es preferible una ducha o baño con agua tibia antes de comenzar a estirar (¡sí: antes de comenzar!). La Federación Internacional de Esclerosis Múltiple explica que tomar un baño de agua tibia durante 10 minutos antes de comenzar los estiramientos relaja y refresca. Otra táctica es utilizar paños frescos en la cabeza.

Darse tiempo en cada estiramiento y hacerlo despacio

Pierna estirada

Debemos de utilizar un tiempo similar en cada ejercicio, dando tiempo al músculo a que se estire y se relaje. En muchos grupos de estiramientos se busca la contradicción. Cuando un ejercicio estira un músculo, el siguiente busca la contracción del mismo.

Además, la velocidad recomendada para realizar los ejercidos es la baja. Así, daremos tiempo a que nuestros músculos se estiren y se relajen.

Recuerda: un movimiento repentino puede aumentar la espasticidad o la rigidez..

La Federación Internacional de EM aconseja que mantengamos cada estiramiento un máximo de 60 segundos sin que cause incomodidad. Para llevar bien la cuenta, te puede ayudar hacerlo en voz alta.

Respirar de manera rítmica, descansar y beber agua

hablando solaEl descanso entre ejercicios es muy importante. También lo es el respirar marcando los tiempos (ver el artículo Aprende a respirar bien para retrasar la fatiga en la actividad física de los afectados de Esclerosis Múltiple https://profesionaljdeabajo.wordpress.com/2017/02/21/aprende-a-respirar-bien-para-retrasar-la-fatiga-en-la-actividad-fisica/).

Si estamos cansados, lo mejor es reposar. Si tenemos sed, es conveniente beber agua, al ser posible fresca. Así evitamos el sobrecalentamiento y la deshidratación.

Fuente: de información

GIBSON, B.E.: Guía de ejercicios Prácticos de Estiramientos para las personas con Esclerosis Múltiple. National Multiple Sclerosis Society, 2002. Revisión e interpretación: Héctor E. Méndez /LCSW).

 

Anuncios